Bueno, ya está.  El 2006 llegó y con él, espero, muchas cosas buenas.  Este va a ser el año de las verdades, de los proyectos, de los cambios.  Siento que el 2005 se fue pero dejó muchas enseñanzas.  Como me tomé el año para pensar en mi vida, creo que llegué a la conclusión de que ya basta de pensar!  hahahha.  Me encantó meditar, colocar las cosas en orden, repensar lo que verdaderamente es importante.  Pero hay que trabajar, no?  Este año TENGO que ponerme a hacer algo nuevo, tengo que comenzar a construir.  El optimismo existe, pero también el miedo.  Gracias a Dios, el optimismo es más fuerte que el miedo.  Y así va a ser para mucha gente.  Hablé con mis padres hace un rato.  Espero que para ellos, este año también sea rico.  Rico en comienzos y en proyectos. 
Advertisements